El Trencilla | Celta 2-4 Real Madrid

12ª Jornada Liga Santander Celta de Vigo 2 - Real Madrid 4

De nuevo tuvimos jornada liguera y el equipo blanco tenia una difícil salida a Balaídos, donde tenía que ganar para seguir con sus buenas sensaciones antes del parón por los partidos de selecciones; además de ser la oportunidad para Santiago Solari de demostrar que vale para ser el entrenador del primer equipo.

Para esta reválida tuvimos como árbitro al conocido Alberto Undiano Mallenco, árbitro del Comité Navarro de 45 años que afronta su última temporada, ya que debe dejar el arbitraje al alcanzar la edad máxima.

Alberto Undiano Mallenco árbitro
Imagen: Agencias

Nuestro licenciado en Sociología y Ciencias Políticas tiene una gran trayectoria en primera división, ya que ascendió en el año 2000, es decir, 18 temporadas en la máxima categoría, además de convertirse en el más joven de la historia (26 años). Desde el 2004 es arbitro internacional.

El 22 de enero de 2017 se convirtió en el árbitro que más partidos había dirigido en primera, cuando alcanzó los 300 partidos. Además, ha sido mundialista en Sudáfrica 2010 y en España ha dirigido finales de Supercopa y Copa del Rey, por lo tanto, puede gustar más o menos; pero es un colegiado con todas las garantías.


El partido de hoy fue bastante duro, sobre todo por parte del Celta, que tuvo varias acciones que rozaron el límite del reglamento; pero Undiano estuvo bastante acertado en la mayoría de ellas y llevó un criterio muy igualado para ambos equipos.

En las estadísticas del partido comentaremos todas estas acciones:

  • Señaló un total de 32 faltas, el Celta cometió 19 de ellas por 13 del Real Madrid.
    Prácticamente acertó en todas, bien colocado y muy pendiente a lo que ocurría en las áreas. Dejó jugar cuando fue necesario y dio la ley de la ventaja en varias ocasiones, acertando en todas ellas.

  • En el apartado de amonestaciones tuvo bastante trabajo, teniendo que mostrar 6 amarillas;

Por el Celta la vieron Cabral (min. 40 y 87), Hugo Mallo (min. 41) y Juncà (min. 44);
Por parte del Real Madrid, Reguilón (min. 37) y J. Sánchez (min. 53).

Estuvo bien en este apartado, supo cortar las acciones duras y gracias a ello la segunda parte los jugadores fueron menos agresivos, quizá la tarjeta de Reguilón fue bastante rigurosa y la de Hugo Mallo pudo ser roja por la violencia empleada y porque llega muy tarde a la jugada y con intención de golpear al rival y que además pudo lesionarlo; pero viendo el criterio llevado veo acertada la decisión.

En la expulsión a Cabral por doble amarilla también estuvo muy bien, acertó sin ningún tipo de dudas.


  • En las acciones de fuera de juego tuvo que señalar 5 al equipo local y 2 al visitante, equivocándose solo en una ocasión en el min. 77, cuando se levantó el banderín en una jugada del Celta de Vigo que no era posición incorrecta.

Y por último llegamos a la acción del penalti sobre Odriozola (min. 80), donde Undiano acierta al señalarlo ya que lo derriban con claridad. Aunque el VAR se lo confirma posteriormente, él ya había tomado la decisión y se le veía muy seguro de lo que había señalado.


Por todos los aciertos señalados anteriormente, y puesto que los pocos errores que cometió no alteraron el resultado final del partido, considero que su arbitraje fue más que notable; en un partido donde en la primera parte se emplearon con dureza supo mantener el orden y en ningún momento se le fue el partido de las manos. Para mí su puntuación de hoy no debe bajar de un 9.

Fdo. Crítico Arbitral, @criticoarbitral

Crítico Arbitral
Fuente: Agencias

Deja un comentario