Crónica | Real Madrid 98 – Tecnyconta Zaragoza 96

Descanso activo: fuera defensas

Final de semana para el Real Madrid Baloncesto y una nueva jornada de Liga Endesa ante un rival a priori asequible para poder recuperar fuerzas después del partidazo ante Olympiacos y la victoria en Gran Canaria. Tecnyconta Zaragoza llegaba a Madrid apurando sus últimas opciones de estar en la Copa en febrero, y eso supuso un punto fuerte de dificultad, pero hoy por hoy la diferencia entre ambos conjuntos es – o debería de ser – lo suficientemente amplia como para que el Madrid solventara el envite con comodidad, cosa que no sucedió.


Partido en el que el Madrid arranca con un quinteto atípico, con Llull, Causeur, Deck, Ayón y Felipe. Laso dio descanso a Taylor y Facu, volviendo Pantzar a la convocatoria. Primeros cuatro minutos de acierto de ambos equipos en el tiro que hacían presagiar que el marcador del partido en este cuarto se iría a unos guarismos elevados. La tendencia – que se mantendría durante el encuentro – era que las defensas eran inoperantes o inexistentes según se prefiera. Ayón empezó a dar muestras de lo que sería su partidazo, anotando ocho puntos. El Madrid perdió tres balones en este cuarto y el resultado final mostraba un tanteo propio de NBA: 31-31.


Prepelic volvió a jugar ejerciendo de base al arrancar el segundo cuarto. El Madrid demostraba tener como en los últimos partidos problemas con el rebote y lo aprovechaba Zaragoza, que se iba hasta nueve puntos arriba. Apareció entonces Randolph, anotando cinco puntos de forma consecutiva para con un parcial de nueve cero igualar el partido tras un tiempo muerto de Laso que debió ser una “mini Lasina” visto su efecto; 53-52 al descanso.


Tras el descanso, volvimos a ver de salida un par de pérdidas consecutivas del equipo blanco. Sin duda, un aspecto junto con el cierre del rebote a mejorar en este Real Madrid. El marcador se mantenía ajustado y el partido ausente de defensas. Zaragoza entró en bonus a falta de más de seis minutos para el final del cuarto. Ayón volvió a dar otro recital anotando otros ocho puntos en este cuarto. Los aragoneses seguían anotando con facilidad y el partido acabó igualado en este episodio una vez más. 76-74.


Un último cuarto trepidante en el que se volvió a poner de manifiesto que el experimento de Prepelic como base no acaba de resultar. Ayón sostuvo con su actuación al Madrid acabando el partido en dobles dígitos. El Madrid sin embargo no lograba cerrar el rebote. Randolph volvió a tener momentos de inspiración, combinados con pérdidas de cabeza como una técnica que hubiera costado cara a los de Laso. Por fin, y a falta de un minuto para el final, Zaragoza, que estaba mereciéndolo, anotó un triple que empataba el partido. El Madrid por medio de Llull penetró y Randolph tocó la pelota, aunque dentro de tiempo y el partido finalizó con exigua ventaja blanca: 98-96.


A falta de una jornada para el final de la primera vuelta, el Madrid será cabeza de serie para la Copa y tras este “descanso activo” toca afrontar otro duro compromiso en Euroliga, esta vez ante un Buducnost matagigantes. #HalaMadrid

@pepo2204

Deja un comentario