Crónica | Real Madrid 82 – Kirolbet Baskonia 76

Ensayo general

Un partido como el de hoy sirve como ensayo general cuando se avecina el inicio de una competición de calado como es la Copa del Rey de la próxima semana. Además, si el Real Madrid consigue eliminar al Estudiantes, lo más probable es que nuestro rival de hoy, el Baskonia, sea el rival de los blancos en esas hipotéticas semifinales.

Pero hoy lo que estaba en juego era la disputa por la segunda plaza de la clasificación, ya que ambos equipos se encontraban empatados con un balance de catorce victorias.

El equipo blanco afrontaba el choque sin Llull, Thompkins ni Kuzmic y con el homenaje previo a Felipe Reyes, que se ha convertido en el jugador con más partidos en la ACB: 779, ahí es nada.


Partido igualado desde el inicio con un Randolph enchufado y un Baskonia que encaraba a Tavares con mucho descaro, con Vildoza y Poirier mostrando potencial. El Madrid por su parte trataba de defender con intensidad a los vitorianos, que es la forma de poder optar a ganar a un rival así. Prepelic reemplazó a Campazzo y no comenzó muy acertado en el tiro. Hilliard cometió dos pérdidas consecutivas que el Madrid no aprovechó al fallar sus ataques y Baskonia acabó cuatro arriba al final de este cuarto: 15-19, con once de los puntos del equipo anotados por Randolph.


Prepelic inicia el segundo cuarto con el homenajeado Felipe. Baskonia amplía su ventaja a ocho puntos muy pronto. El Madrid parece tener dificultades para romper la férrea defensa baskonista pero lo consigue por el lado de Janning y los blancos se acercan a uno. Los contactos entre los jugadores empiezan a ponerse más serios por momentos. Baskonia se carga de faltas en este cuarto. El partido sigue presidido por la igualdad en esta fase y así marcha hasta el descanso al que nos vamos con empate: 37-37.


Los dos equipos parecen tener la consigna tras el descanso de que el público del Palacio disfrutara de un partido intenso y emocionante. Janning desentona en la fiesta y comete dos faltas en el mismo minuto, tercera y cuarta que le llevan al banco. Parcial de seis cero de Baskonia y Laso decide dar descanso a un espeso Tavares, y eso que bajo los aros no se están repartiendo peladillas precisamente. En su ausencia emergen Randolph y Ayón en la faceta del rebote. El tercer cuarto va a finalizar con las espadas en todo lo alto y guarismos más propios de haberse jugado sólo dos cuartos en lugar de tres: 57-52.


Más descanso para el Facu en favor de Prepelic y minutos de nuevo para Felipe en el arranque del definitivo cuarto. Tras un par de fallos de Rudy en el tiro, un rebote tras fallo en el libre para asistir a Carroll en el triple y el Madrid coge diez de ventaja. La defensa agresiva del Madrid y el acierto en el ataque logran contener el empuje de Baskonia, que sabe que es el momento si no quiere que se le vaya el partido. Aún así los baskonistas van acercándose. Janning decide autoeliminarse del partido y el Madrid afronta los tres últimos minutos con cinco de ventaja. Carroll genera inquietud en la defensa vitoriana y provoca un par de faltas. Cada ataque empieza a ser crucial. El Madrid logra mantener los cuatro de ventaja para afrontar el último minuto. Afloran los nervios en ambos conjuntos y Randolph en modo “Ice man” lo decide con un triple. Rudy se va con un “recado” de Poirier que el árbitro ignoró y que habría que ver qué se diría de él si en lugar de recibirlo, lo hubiera hecho un jugador del Madrid. Final con victoria blanca: 82-76.

Partido de desgaste máximo en vísperas de Copa y jugado de poder a poder. Ya nos ponemos en modo de torneo y de derbi ante Estudiantes. #HalaMadrid

@pepo2204

Deja un comentario