Crónica | Real Madrid 3-2 Villarreal

El Madrid muestra su cara amable

Zidane había mostrado su descontento con el equipo tras su actitud en la visita a Vallecas, y así se encargó de recordarlo antes del partido de esta tarde. Incluso la alineación de hoy parecía una consecuencia de dicho enfado. Los jugadores captaron el mensaje y salieron al Bernabéu con ganas de ofrecer buena imagen.

          Con el partido recién comenzado y con algunos aún buscando su asiento, Brahim presionaba a Cazorla hasta hacerle perder el balón, que lo recogía Mariano, encaraba a Andrés Fernández y lo batía por bajo haciendo el 1-0. Parecía que iba a ser una tarde tranquila para el Real Madrid, pero esta temporada no han existido esas tardes. En el 10’ el Villarreal empataría el partido con un gol calcado al primero del equipo blanco. Casemiro perdía la pelota tras encimarle Álvaro y Gerard Moreno desde la frontal marcaba el 1-1 con la izquierda.

          El Real Madrid no se iba a descomponer como ocurriera en otras ocasiones tras encajar un gol, y a punto estuvo Carvajal de volver a adelantar a su equipo, pero su remate desde fuera del área se estrellaría en el palo. En el 18’ Marcelo, muy activo durante toda la tarde, tuvo una doble ocasión, pero sus remates no terminaron de encontrar puerta. Al filo del descanso, Vallejo, que parece que empieza a dejar atrás sus problemas físicos, marcaba su primer gol con la camiseta blanca. Marcelo remataba con la derecha, el balón rebotaba en Quintillá, le quedaba muerto a Vallejo en el área pequeña, y el central introducía la pelota en la portería.


         Como ocurriera al inicio del encuentro, nada más iniciar la segunda parte Mariano ampliaba la ventaja haciendo el 3-1. Fede Valverde metía un pase espectacular en profundidad para Carvajal, que centraba para que Mariano sólo tuviera que empujarla al fondo de la red. El Villarreal no daba el partido por perdido y vinieron unos minutos en los que los ataques de ambos equipos se imponían a las defensas. Samuel pudo empatar para los amarillos en el 51’ y acto seguido, un paradón de Andrés Fernández evitaba el tanto de Brahim.

          Zidane empezaba a hacer cambios y metía en el 61’ a Isco y Asensio en sustitución de Fede Valverde y Lucas Vázquez. Marcelo seguía buscando el gol, pero una nueva parada del portero del Villarreal evitaba de nuevo el 4-1. En el 73’ volvía al terreno de juego Vinícius después de dos meses lesionado; lo hacía sustituyendo a Brahim. Las ocasiones se seguían sucediendo en una y otra portería. Mario a punto estuvo de marcar tras la salida de un córner. En los minutos finales de partido, Gil Manzano perdonaba la roja primero a Álvaro tras una entrada a Mariano y poco después a Iborra, que derribaba a Vinícius. Sale barato habitualmente hacer faltas de cualquier forma a los jugadores blancos. En el 94’ y con el tiempo casi cumplido, el Villarreal acortaba distancias con un gol de Jaume Costa desde la frontal que hacía el 3-2 definitivo.


         Partido vistoso y entretenido, que deja al Villarreal aún con la calculadora en la mano, y que en clave madridista sirvió para seguir viendo a Brahim, para que Vinícius pudiera volver a jugar y sobre todo, para borrar la mala imagen mostrada en el partido frente al Rayo, algo de lo que Zidane habrá tomado nota.

XI del Real Madrid: Courtois, Carvajal, Vallejo, Varane, Marcelo, Casemiro, Valverde (Isco 62´), Kroos, Brahim (Vinícius Jr. 74´), Lucas V. (Asensio 62´) y Mariano.

@boticario_81

Deja un comentario