Crónica | Khimki 75-100 Real Madrid

El Real Madrid llegaba a Rusia con la intención de conseguir sellar ya su factor cancha y ese tercer puesto. El equipo de Laso viajó a Rusia sin Anthony Randolph pero sí con Trey Thompkins.

El partido comenzaba con este quinteto por parte del Real Madrid: salían Llull, Carroll, Taylor, Thompkins y Tavares. En los primeros minutos el Real Madrid anotó desde el tiro libre; un gran inicio de Jaycee Carroll con 8 puntos contestaba a A. Shved. Los rusos estaban jugando un gran principio de cuarto, donde han tirado mucho de tres. Al final del primer cuarto la entrada de Causeur y Rudy hacía que el Real Madrid se fuera 2 arriba: 22-24. En esta parte el Real Madrid ha sido muy superior en el rebote pero estuvo muy mal en el control del balón.

El segundo cuarto comenzaba con el Madrid arrollando desde la línea de tres con 4 triples seguidos, dos para Fabien Causeur y dos para Rudy Fernández, que obligaban a Kurtinaitis a pedir tiempo muerto. El Real Madrid cogía una ventaja de 9 puntos que supo mantener en todo lo que faltaba de cuarto. El partido llegaba al descanso con una canasta a tabla del Facu Campazzo y un resultado de 38-51 para los blancos.

El tercer cuarto comenzaba con el equipo ruso apretando en defensa y en ataque se encomendaban a un Shved que se lo tiraba todo; Laso vio que los rusos apretaban y sacó a su trío dinámico hoy: Causeur, Rudy y Gabriel Deck. El Real Madrid con un gran Causeur aumentaba la diferencia hasta los 20 puntos. El tercer cuarto acababa con el 50-70 para los blancos.

Comenzaba un cuarto en el que ya no había nada en juego y en el que el Real Madrid volvió a demostrar su poderío tanto en ataque como en defensa. Rudy y Causeur volvían a ser importantes en este cuarto, pero el que más destacó en este cuarto ha sido un Gabriel Deck que estaba en todos los lados de la pista. Los últimos minutos valieron para darle minutos a Thompkins y a Santi Yusta, que fue el encargado de poner los 100 puntos en el marcador blanco. El partido finalizaba con 75-100 para los de Laso.


El Real Madrid consiguió una victoria fácil en la cancha de un Khimki que siempre lo pone complicado. Los hombres de Laso así conseguían certificar ese factor cancha que es muy importante en los Octavos. La única pega que se le puede poner al partido es la lesión de Gustavo Ayón. Ahora ya solo nos queda luchar por ganar lo máximo posible y quedar lo más arriba posible.

@diegomallo1

Deja un comentario